domingo, 22 de febrero de 2009

EL SOL DESPUÉS DE LA TORMENTA



"Por muy larga que sea la tormenta, el sol siempre vuelve a brillar entre las nubes".
Khalil Gibran (1883-1931) Ensayista, novelista y poeta libanés.

De Mario Capecchi, nadie hubiera apostado durante su niñez que se convertiría en un reconocido genetista molecular, y menos que conseguiría el Nobel de Medicina 2007.

Cuando tenía cuatro años, en plena II Guerra Mundial, su madre fue llevada al campo de concentración de Dachau, en el sur de Alemania. Durante cuatro años, Capecchi, que nació en Italia, fue un niño de la calle, que mendigaba y robaba para sobrevivir. Apenas con nueve años se reencontró con su progenitora, con quien emigró a Estados Unidos.


En 1973, Capecchi abandonó la Universidad de Harvard en Boston y se mudó con su mujer y su hija a las Montañas Rocosas. Continuó su investigación en la Universidad de Utah, en Salt Lake City.

En el siguiente video se resume su vida; una vida como la de tantas personas anónimas, en principio, sin grandes esperanzas... Esta es su historia




Capecchi investigó con ayuda de ratones modificados genéticamente gran cantidad de enfermedades que ante todo pueden afectar a los niños. Por su eficacia y precisión, su método denominado "gene targeting", es seguido por cientos de laboratorios en el mundo, y con el tiempo conducirán al desarrollo de terapias para los más diversos tipos de cáncer y enfermedades cardíacas.

'Eso es lo que nos brinda satisfacción, esos logros para la humanidad" (Mario Capecchi)



SIEMPRE HAY ESPERANZA...

En tiempos de crisis es todavía más necesario vivir de esperanza, pero no como el pobre consuelo de "lo último que se pierde"... sino como la certeza de superar cualquier dificultad que se presente. ("Confianza de que ocurra o se logre aquello que se desea", "Virtud teologal por la que los cristianos esperan recibir de Dios los bienes prometidos")y ambas definiciones son interesantes para mantener la serenidad y la alegría en tiempos difíciles.

Déjate envolver por la relajante música e imágenes del siguiente vídeo. Seguro que te encuentras mejor...





Me ha gustado la siguiente reflexión de Ángel Pasos publicada en el Centro de Colaboraciones Solidarias

"Es tarde cuando llego al borde del acantilado. El sol se pone allá en el horizonte. Me siento junto a mi bicicleta y dejo que pase el tiempo. Algunas aves vuelan sobre el agua, parecen flotar en el silencio. Mi mente se va lejos mientras contemplo el mar. La noche cubre el mundo dulcemente. Todo a mi alrededor se encuentra en paz, y el firmamento, ahora, está cuajado de símbolos y estrellas. Contemplo su eterna inmensidad y dejo vagar libre mi mente para que mis pensamientos lleguen a mí, puros, sin turbulencias.


Evoco otros momentos de mi vida, otras personas que pasaron a mi lado dejando su presencia en mi. Pienso en mis esperanzas, en mis proyectos, en lo que deseé y en lo que he conseguido. Me esfuerzo en recordar cómo fue mi camino y el modo en que lo caminé, y observo el fondo de mi alma buscando una nueva respuesta. Intento aprender de mis errores, perdonarme a mí mismo, y luego intento perdonar también a los demás.


La noche avanza y miro el cielo: todos esos mundos tienen su magia y su sentido. Contemplo el firmamento, el mar, y siento que soy sólo un grano de arena en un desierto. Esta noche quisiera fundir mi corazón con la naturaleza, sentir con toda mi alma su presencia, y, en medio de la noche, ver el mar y ser mar, y sentir en mi corazón ese agua misteriosa y fría, cubierta por la oscuridad.


¿Sabes, amiga bicicleta? Tal vez dentro de un tiempo seré capaz de comprender, que hasta este mar inmenso vive atrapado en su maravillosa inmensidad, y se siente solo y perdido igual que yo. Y que hasta el firmamento, también a su manera, anda buscando su sitio y su camino.

Aquí, sobre este acantilado, mi bicicleta y yo pensamos en el resto del mundo. Mi bicicleta dice: "no pienses más, tan sólo siente. Regresa a ti y recoge el equipaje de tu vida. Reúne todas tus experiencias y empieza a vivir como un ser nuevo. Haz esto cada día, a cada instante, y seguro que al fin comprenderás que, pase lo que pase, siempre hay esperanza para ti". (Ángel Pasos)


La contemplación de la naturaleza, de la creación en toda su grandeza, nos llevará al Creador.

En tiempos de crisis estamos más necesitados de mantener una distancia con los problemas cotidianos, una perspectiva que nos permita ser conscientes del sentido trascendente de nuestra vida, y evitar que "los árboles nos impidan ver el bosque"...


Un canto de esperanza en situaciones terribles es la maravillosa y oscarizada (8) Slumdog Millionaire. La vida de cada uno está en manos del destino, que los cristianos llamamos Providencia porque es un destino dirigido a un fin querido por Dios.

http://multimedia.decine21.com/Multimedia/Trailer/Slumdog-Millionaire-Trailer-Slumdog-Millionaire-985.asp?Id=985 ,

Como dice el refrán castellano: "El hombre propone, y Dios dispone..."


En el corazón de todos los inviernos vive una primavera palpitante, y detrás de cada noche, viene una aurora sonriente. (Khalil Gibran)

Más frases sobre: Esperanza

14 comentarios:

Markos dijo...

Estoy de acuerdo en que hay que seguir luchando hasta el final.
Aunque nuestras motivaciones y convicciones sean tan distintas.

ROSTAM dijo...

Hola Markos.

Lo importante no es el camino, sino llegar a la meta.

Un saludo muy afectuoso

Anónimo dijo...

Como siempre, tus posts son muy oportunos y reconfortantes.

Beldix

ROSTAM dijo...

Amigo Anónimo Beldix,

Con seguidores tan incondicionales y amables como tú no tiene mucho mérito.

En cualquier caso, prefiero las críticas positivas a las negativas, aunque no me ayuden a mejorar...Después de todo, uno es humano, no?.

Así que gracias. Soy muy sensible a las alabanzas "sinceras" y esperanzadoras.

Un saludo

Max Birrax dijo...

Nunca dejarán de admirarme estas personas que dan giros tan radicales -para bien- a sus vidas. Un post muy interesante, los vídeos muy buenos y las fotos casi que mejor aún. ¡Saludos!

Maria dijo...

¡Vaya! Ayer deje un mensaje y veo que no ha salido.

Pues te felicito de nuevo, y a ver si hay suerte.

Mobark bashe

(esperemos que salga)

ROSTAM dijo...

Hola Max Birrax,

Por muchos motivos es difícil dar giros radicales a las propias vidas conscientemente, pero es la propia vida la que nos da giros radicales a nosotros... y nos adaptamos mejor o peor a las nuevas circustancias.

Te acuerdas del "Carpe diem" del Club de los Poetas muertos..."Aprovecha el momento" ese es el secreto.

Creo que el planteamiento de este científico es audaz y bueno, aunque le ayudaría tener algo más de fe en Dios.

Gracias por tu comentario y un abrazo

ROSTAM dijo...

Pues María, me alegra que por fin haya salido el comentario.

Enhorabuena a los dos y ahora espero que comentes algo más.

Salam beresun Amir agha. Bus gondaz.

Saluda al Mister, Un beso grande

Llave tercera dijo...

Me encantan estas entradas que invitan a la reflexión, Rostam.

El camino también es importante, y disfrutarlo, no solo el destino. Yo creo que esos grandes giros son realmente propios de historias y lecturas, más que de la vida real. Pero no me confundas, no es pesimismo, ni mucho menos. Los cambios siempre son pequeños, en el día a día, gotitas que se van sumando hasta formar un mar. A no ser que la vida te golpee, claro. Sea como sea tenemos que disfrutar cada instante del recorrido.

La historia de Capecchi, digna de un libro, como la de muchos grandes científicos. Otra historia de superación. ¡Y qué decir de Khalil Gibran! No solo su obra (también destacó como pintor), su vida también es una historia apasionante.

Un saludo.

ROSTAM dijo...

Hola Llave Tercera,

Ye entiendo perfectamente y comparto tu opinión. Le decía a nuestro común amigo Max Birrax la importancia de aprovechar cada momento de nuestra vida, de cada día, "carpe diem".

Lo único que tenemos real es el presente, el camino que recorremos. Pero los caminos se recorren con alguna finalidad y eso es lo que debemos descubrir. El futuro es nuestra meta y está en manos de Dios, es lo que nos da esperanza para seguir caminando también en los momentos duros, que el camino ya no es tan "chulo".

Un saludo y me alegra leerte de nuevo.

Paulus de Best dijo...

Qué belleza la fotografía que abre esta entrada... ¿Dónde fue tomada? Con tu permiso, la linkeo en la próxima entrada del mío.

Saludos.

ROSTAM dijo...

Paulus de Brest.

Si mal no recuerdo esa foto es de una pequeña ciudad cerca de Abadan (Irán)en el golfo pérsico, tomada en 2005.

Linkeala con toda paz, amigo.

Y enhorabuena por tu blog, que me ha parecido una maravilla, pero más que en Suecia parece que has vivido en Suomi.

Saludos

Ángel Pasos dijo...

Muchas gracias por incluir mi texto en tu post. Me alegro que te haya gustado.

Un abrazo
Ángel Pasos

ROSTAM dijo...

Amigo Angel Pasos,

Me pareció una cita muy bella y adecuada al tema. Gracias a ti por escribir con tanta sensibilidad.

Un abrazo y hasta pronto