viernes, 13 de marzo de 2009

QUIERO VIVIR.



En España, el Ministerio de Igualdad ha decidido unilateralmente la ampliación de los plazos para realizar abortos legales incluso en chicas menores de edad sin conocimiento de sus padres, y con ese fin se destinan abundantes medios. Quizás es mejor que los proabortistas se hayan quitado la máscara hipócrita, y quede claro que no se puede ser "semiabortista", sólo para casos extremos... o se es o no se es.

Sin embargo sorprende que el comité de "expertos" del Ministerio no haya pensado en ayudas para las mujeres en situaciones difíciles que deciden no abortar, o para informar previamente de los riesgos físicos y psíquicos, o para aportar los cuidados necesarios para aquellas que tuvieron la desgracia de cometerlo... y que ahora sufren el síndrome postaborto.

En un país que tiene el dudoso honor de tener la natalidad más baja del mundo, pero la mayor tasa de adopciones...¿No se podría buscar un equilibrio y buscar otras soluciones para las mujeres en apuros, en vez de fomentar de forma obsesiva el aborto como un triunfo de la mujer, cuando se mire como se mire, es un fracaso?


Superada, afortunadamente, la lacra social de ser "madre soltera", y la violación, malformaciones del feto o peligro para la madre como casos excepcionales, la "salud psíquica" de la madre es el ambiguo supuesto esgrimido en el 95% de los casos de aborto, y que en la práctica significa aborto libre.

Las cifras son escalofriantes. En España se han superado los 100.000 abortos anuales con una tasa de crecimiento superior al 12%. Más de 1.200.000 abortos provocados desde su aprobación en 1985, y 50 millones cada año en todo el mundo (según datos de la Organización de Naciones Unidas),



Pero ¿Qué sucede en la personalidad de la mujer que se somete a este procedimiento? ¿Qué sucede en el cónyuge, novio o conviviente? ¿Qué sucede en el personal médico y paramédico que lo practica? Estas cuestiones derivadas de la muerte del no-nacido habían sido poco estudiadas en su aspecto emocional o psicológico, pero gracias a las observaciones clínicas se ha ido perfilando el llamado Síndrome Postaborto.


Inmediatamente después de hacerse un aborto, muchas mujeres se ponen a llorar inconsolablemente; sienten una pérdida profunda y como que algo horrible acaba de pasar. Este cambio de actitud, que inicialmente era una urgencia de liberarse del problema y abortar, se transforma después del aborto en un sentimiento profundo de pérdida, sentir que le han quitado algo suyo muy preciado. http://rostamazadi.blogspot.com/2008/09/el-genio-que-no-fue.html


Durante la pasada década, el Dr. Nathanson, en su día uno de los principales practicantes de abortos y más tarde convencido defensor de la vida, se dio cuenta de que la mujer que se sometía a este procedimiento, pasado el tiempo, presentaba síntomas, no sólo en su aspecto físico (cefalea, gastralgia, etc.), sino también trastornos en su aspecto emocional (insomnio, crisis de angustia, crisis depresivas, abuso de alcohol, dispareunia, frigidez, anorgasmia, etc.

Pero el aborto no sólo afecta a la mujer. Tres de cada cuatro varones dijeron que pasaron por un momento difícil con la experiencia del aborto de sus parejas y una minoría relató sueños continuos de día y de noche sobre el niño que nunca nació, así como culpabilidad, remordimiento y tristeza considerables. Para más info http://www.decidiabortar.com/index.php?option=com_content&task=view&id=16&Itemid=1

Te sugiero disfrutar del siguiente vídeo cedido por Pro-Life América "I want to live" Quiero Vivir






Para ayudar a todas estas mujeres que dudan entre abortar o no, hay muchas iniciativas admirables, una de ellas es el PROGRAMA MADRE.

Una red de ayuda integral para la joven embarazada que incluye cuatro proyectos que se desarrollan a través de un trabajo personalizado en cada caso, interviniendo desde un contacto personal con la joven, intentando dar una respuesta eficaz y eficiente para cada una de ellas... orientación psicológica, personal de mujer a mujer, orientación laboral, etc. en fin, una iniciativa original, práctica y muy atractiva, y sobre todo una luz de esperanza.

En definitiva, se le pregunta "Qué necesitarías para no tener que abortar?" por ejemplo, convencer a sus padres, proporcionarle una casa, medios de vida, hablar con el padre de la criatura, palabras de consuelo...

Todo merece la pena para salvar dos vidas; la del niño y la de la madre. En este caso el fin justifica los medios. Más info http://www.madrina.org/proyecto.asp


10 comentarios:

Sarinha dijo...

Yo estoy, generalmente, a favor del aborto, pero creo que es un tema que no se debe tomar a la ligera. Que una menor de edad aborte no lo veo mal por lo que puede suponer el embarazo y tener un bebé, pero siempre con el conocimiento y autorización de sus padres. Y que el aborto se realice dentro de un plazo lógico, cuando el feto ya está más o menos desarrollado, aparte de que es peligroso, no le veo mucho sentido. Un besito.

ROSTAM dijo...

Hola Sarinha,

Yo estoy a favor de la vida tanto del feto, como de la madre, del padre, de los abuelos, tíos y vecinos.

Por tanto, como persona, el tiempo del feto, tanto sean días como meses, es irrelevante. Es una cuestión de crecimiento.

Pero si se le ve sólo como un montoncillo incómodo de células que crecen, no hay problema en eliminarlo como un quiste, antes de que pueda sonreirnos y comprendamos que es una personita inocente.

Otro besito

Max Birrax dijo...

Prefiero "prevenir que curar", en este y en otros muchos aspectos de la vida. ¡Saludos!

ROSTAM dijo...

Hola Max Birrax,

Comparto tu opinión en que siempre es preferible prevenir que curar.

En este caso, considero que prevenir es dar una información completa de lo que significa abortar y las consecuencias que tiene, no sólo en cuanto a la eliminación de una vida, sino para la mujer y a la relación de pareja.

Creo que tampoco se explica a la mujer que hay otras alternativas como dar en adopción, y apoyos en su difícil situación.

En España sencillamente se utiliza el aborto como instrumento de la política y de intereses radicales, sin considerar que penoso para cualquier mujer y deja marcas, independiente de otras consideraciones.

El aborto no es un tema religioso sino del derecho a la vida de todo hombre, y defensa de la dignidad de la mujer como madre, aunque pueda ser muy comprensible las dificultades por las que atraviesan esas mujeres que no desean tener a su hijo.

Un saludo muy cordial

Mónica dijo...

Hola Rostam
lo primero mil disculpas por haber abandonado tanto tiempo pero he estado muy liada, espero que me disculpes la ausencia y ahora .........al ladrillo que me caracteriza.

Yo no soy pro abortista, tampoco puedo decir que no lo sea, se o creo saber que haría en mi caso pero no me siento capacitada para decidir lo que debe hacer cada uno.

Entiendo a quien decide no continuar un embarazo por que las condiciones no son las propicias y entiendo que las razones que das en tu post son maravillosas para continuarlo pero vamos a ser realistas......y todo eso de dar un bebe y ayudas y demás son utopías, en un mundo ideal una mujer podría dar a luz y criar a su bebe fuesen cuales fuesen las circunstancias, pero no vivimos en ese mundo ideal y hasta que lo tengamos las cosas serán así.

Tu hablas de la sonrisa de un niño, yo pienso en sus lagrimas cuando tienen hambre y sus padres no tienen nada para darles de comer.

Un abrazo

porlafamiliaporlavida dijo...

En primer lugar, quiero felicitarte por el post, que es una maravilla además de estar muy bien documentado. En segundo lugar, suena ya a carca y a caduco, que digan que una mujer se atrasa, que si no tiene dinero, que si su cuerpo es inmaduro.

Creo que hay que plantearse, el porqué una mujer con un cuerpo inmaduro accede a tener relaciones sexuales cómo loca, en segundo lugar hay que plantearse cómo ayudar a las madres con sus embarazos para que no tengan que plantearse por los recursos económicos el aborto, en tercer lugar, pues abrir los ojos y entender los intereses económicos que hay creados al respecto.

Hoy antes de leer tu blog he leído un artículo de la Voz de Cádiz, http://www.lavozdigital.es/cadiz/20090315/ciudadanos/aborto-entre-adolescentes-sufre-20090315.html, vamos ni que se hubieran dejado de vender coches o pisos. Este título nos demuestra la gran mentira que se esconde tras el aborto. La solución es bien sencilla, formemonos nosotros los adultos para formar a nuestros hijos, y la sociedad cambiará, apostemos por una sociedad de valores y no de consumo.

FELICIDADES POR TU POST.

Anónimo dijo...

Yo también estoy por la vida: del niño, de la madre y de todos. Ya sabemos que vivir es duro y trae consigo problemas, pero los problemas no se solucionan eliminando la vida sino ayudándonos unos a otros. La idea del "programa madre" me parece estupenda. Es una pena que los supuestos "expertos" del Ministerio propongan el aborto libre y no el ayudar a las futuras madres y a sus futuros hijos. Parece que han ido a lo fácil y no se han parado a reflexionar despacio sobre un asunto tan serio.

Me ha gustado mucho el vídeo. La música y la letra. Con la ayuda de unos y otros, podemos salir adelante y proteger un don tan sagrado y tan frágil como es la vida humana.

Siempre hay que apostar por la vida, que es una realidad y un proyecto maravilloso. La cultura de la muerte es eso: muerte, y por tanto conduce a la destrucción.

Enhorabuena por tu post. Espero que lo lea mucha gente.

Beldix

ROSTAM dijo...

Amiga Mónica,

Bienvenida de nuevo al blog. Te echaba de menos y es una alegría recuperarte.

En otras entradas hablamos del feto, si recuerdas. En esta ocasión pienso en la madre, y en las posibles alternativas que se le pueden ofrecer si tiene dudas entre abortar o no, que siempre es una experiencia traumática para todos los protagonistas.

También creo importante que se conozcan los efectos secundarios que puede tener abortar, y de los que no se habla nunca por motivos sospechosos.

Creo que son puntos de reflexión en una sociedad como la española que pretende ser la "más progresista" en este tema, y yo me pregunto qué necesidad hay.

Saluda a PekKenytta y un abrazo muy cariñoso para ti

ROSTAM dijo...

Hola Anaroski

Tu propio blog lo dice todo "porlafamiliaporlavida", que me encanta.

En tu comentario apuntas muchos temas claves y coincido plenamente contigo. También muy bueno el artículo de la Voz de Cádiz que recomiendas

Puedo entender que una chica o mujer desconcertada o agobiada o ignorante se decida a abortar, pero es intolerable el negocio y las razones políticas y sectarias que se aprovechan de ellas, a costa de su dignidad como mujer, de su felicidad y de la vida del no-nacido.

La intención de mi entrada es llamar la atención de que la víctima no es sólo el feto, sino la madre, su pareja, su familia...hay demasiadas víctimas de un acto criminal de una fría legalidad, y con el título de "Quiero Vivir" me refiero a todas esas víctimas silenciosas.

Me alegra que te haya gustado.

Un saludo muy afectuoso

ROSTAM dijo...

Hola Anónimo Beldix,

Gracias por un comentario tan enriquecedor. En serio, me ha gustado mucho.

Cierto que parece obsesivo para algunos esa ideología de la muerte, que decide quién es digno de vivir y elimina a quién no interesa sea feto, anciano, comatoso, terminal,con graves discapacidades...

Lo progresista es liquidar a dedo y por mayoría simple.

Aunque suene cruel "muerto el perro se acabó la rabia". En vez de buscar alternativas al dolor a la enfermedad, a la soledad, lo más cómodo es eliminar al que estorba.

Y esos mismos que condenan a muerte a los que sufren, atacan a los que defendemos la vida como si fueramos religiosos dogmáticos. Qué sarcasmo.

Un saludo y déjate ver más a menudo.